lunes, 23 de agosto de 2010

Programa de Mantenimiento

Por Programa de Mantenimiento se pueden entender dos cosas:


1. Programa o Plan de Mantenimiento Preventivo: se trata de la descripción detallada de las tareas de Mantenimiento Preventivo asociadas a un equipo o máquina, explicando las acciones, plazos y recambios a utilizar; en general, tareas de limpieza, comprobación, ajuste, lubricación y sustitución de piezas.


2. Software de Mantenimiento: aplicación informática, que facilita ejecutar el Plan de Mantenimiento de una equipo, máquina o conjuntos de activos de una empresa, mediante la creación, control y seguimiento de las distintas tareas técnicas previstas con el uso de un ordenador. Este tipo de programas suele conocerse también como GMAC Latinoamérica (Gestión de Mantenimiento asistida por Computadora).



¿Cómo crear un programa de mantenimiento?


Crear un Programa de Mantenimiento para un equipo o máquina determinada es fácil, pero hacerlo bien es muy difícil. A continuación damos algunas ideas básicas a tener en cuenta:


• Quien mejor conoce una máquina es su fabricante, por lo que es altamente aconsejable comenzar por localizar el manual de uso y mantenimiento original, y si no fuera posible, contactar con el fabricante por si dispone de alguno similar, aunque no sea del modelo exacto.


• Establecer un manual mínimo de buen uso para los operarios de la máquina, que incluya la limpieza del equipo y el espacio cercano.


• Comenzar de inmediato la creación de un historial de averías e incidencias.


• Establecer una lista de puntos de comprobación, como niveles de lubricante, presión, temperatura, voltaje, peso, etc, así como sus valores, tolerancias y la periodicidad de comprobación, en horas, días, semanas, etc.


• Establecer un Plan de Lubricación de la misma forma, comenzando con plazos cortos, analizando resultados hasta alcanzar los plazos óptimos.


• Actuar de la misma forma con los todos sistemas de filtración y filtros del equipo, sean de aire, agua, lubricantes, combustibles, etc. Para establecer los plazos exactos de limpieza y/o sustitución de los filtros, ayudará revisarlos y comprobar su estado de forma periódica. Los filtros de cartucho pueden abrirse para analizar su estado, y comprobar si se sustituyeron en el momento justo, pronto o tarde.


• En cuanto a transmisiones, cadenas, rodamientos, correas de transmisión, etc, los fabricantes suelen facilitar un nº de horas aproximado o máximo de funcionamiento, pero que dependerá mucho de las condiciones de trabajo: temperatura, carga, velocidad, vibraciones, etc. Por lo tanto, no tomar esos plazos máximos como los normales para su sustitución, sino calcular esa sustitución en función del comentario de los operarios, la experiencia de los técnicos de mantenimiento, incidencias anteriores, etc.

• Crear un listado de accesorios, repuestos, recambios para el equipo, valorando el disponer siempre de un stock mínimo para un plazo temporal dos veces el plazo de entrega del fabricante, sin olvidar épocas especiales como vacaciones, etc.

• Siempre que sea posible, agrupar en el Programa de Mantenimiento las distintas acciones de mantenimiento preventivo que requieran la parada del equipo o máquina, aunque los plazos no sean exactos, adelantando un poco los más alejados. Por ejemplo, si establece el fabricante la comprobación de presión de un elemento cada 30 días, se puede establecerlo cada 28, para coincidir con otras tareas preventivas del plazo semanal.

• Si no se dispone de un software de mantenimiento con un mínimo conocimiento de ordenadores pueden crearse aplicaciones simples pero efectivas con programas como Access (bases de datos) y Excel (hoja de cálculo), que permitirán tener una ficha del equipo, con sus incidencias, paradas, averías, soluciones, repuestos usados, etc. Cuantos más datos recojan y guarden, más exacto podrá ser su Programa de Mantenimiento.

Fuente: http://www.solomantenimiento.com/articulos/programa-mantenimiento.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada